BIBLIOTECA

dimecres, 27 d’abril de 2016

EL TRANVÍA DE ANDREA BOCCONI


  Por fin. La desconocida subía siempre en aquella parada. "Amplia sonrisa, caderas anchas... una madre excelente para mis hijos", pensó. La saludó; ella respondió y retomó su lectura: culta, moderna.
  
Él se puso de mal humor: era muy conservador. ¿Por qué respondía a su saludo? Ni siquiera lo conocía.
  
Dudó. Ella bajó.

Se sintió divorciado: "¿Y los niños, con quién van a quedarse?"

FIN


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

CONTINUA AQUESTA HISTÒRIA